Lavar la ropa de forma ecológica


Por suerte cada vez somos más responsables con el medio ambiente, algo que no se olvida cuando lavamos la ropa. Los detergentes limpian nuestras prendas pero algunos de sus componentes químicos pueden ser muy contaminantes. Es por eso que el uso excesivo de lavadoras y secadoras supone un derroche de energía que perjudica seriamente el entorno natural y supone un despilfarro de dinero. Para evitarlo, te damos unos sencillos consejos para elegir los detergentes menos contaminantes y hacer la colada de la manera más sostenible y económica.

Los detergentes actuales nos brindan buenos resultados de limpieza, pero algunos de sus ingredientes pueden causar un gran impacto ambiental. Sin ser conscientes de ello, cuando los usamos estamos contaminando, el ejemplo más claro son los blanqueadores basados en cloro. Su uso genera sustancias como dioxinas o furanos, que se acumulan en los tejidos y producen graves problemas de salud, como malformaciones en el feto o cáncer. Las etiquetas pueden ayudar a tomar una decisión de compra más respetuosa con el entorno. Mira de elegir los que tengan marcas o logos verdes o que sean biodegradables.

El producto está obligado a informar en el embase sobre la toxicidad. Por lo que recomendamos evitar detergentes que lleven percarboxilatos o policarboxilatos, entre otros, como potenciadores. Estas sustancias producen en ríos y lagos un fenómeno conocido como eutrofización, que reduce gravemente la biodiversidad de sus aguas. Revisa que no tenga NPE o surfactantes, utilizados para di soler las manchas. Si dispones de un poco de tiempo, te animamos a fabricar tus propios detergentes y productos de limpieza. Ingredientes como el bicarbonato, el vinagre o el zumo de limón son la base de detergentes, que pueden ser caseros.

Cuando te decidas a cambiar la lavadora o la secadora, solicita información para que te indique cuales son las ecologícas, de entrada gastarás menos energía, detergente y agua. Antes de meter las prendas a la lavadora, es mejor agruparlas según sus colores. A menos que la ropa esté muy sucia, puedes hacer una lavado en frío o a temperatura baja. Intenta llevar siempre la lavadora para aprovechar más, a menos que se pueda programar a media carga.

Vía | Cienciados

Curiosidades,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *