Tu bolso único (I)


¿Bolsos de marca? ¿Por qué no pruebas a hacer tú misma tu propio bolso? Te propongo realizar un bolso a ganchillo, con el material que mejor te parezca, aunque para la primavera y el verano la rafia puede quedar muy bien. Puede parecer complicado, pero no lo es en absoluto. En pocos días lo tendrás listo, será un bolso único, “tu bolso” y además te habrá salido económico. En un color liso será genial para llevar con estampados de mil flores, que están tan de moda, pues el bolso tendrá un aire campestre. Si usamos varios colores, haciendo franjas anchas o rayas más finas, lo puedes llevar con tejanos, a la playa… No plantearé un modelo complicado: para eso puedes consultar las revistas especializadas en manualidades; este bolso es muy simple, cualquiera puede tejerlo.

En este post sólo explicaré los puntos de ganchillo a utilizar: el de cadeneta y el punto bajo; son los más sencillos, y aunque no hayas hecho ganchillo en tu vida te van a resultar muy fáciles.

Introducción a los puntos:
Punto de cadeneta– Para empezar se coloca el hilo encima del dedo índice de la mano izquierda, sujetándolo con el dedo corazón. Se pasa el ganchillo por debajo del hilo y se realiza un giro para formar una anilla. También podemos realizar un nudo de forma que nos quede suelta una anilla.
Una vez hecha la anilla se va cogiendo hilo y pasándolo por las anillas que se van formando sucesivamente.


Punto bajo – Una vez realizada la tira de cadeneta, se pasa el ganchillo por el segundo punto, se coge hilo y se saca una anilla; se vuelve a coger hilo y se pasa por las dos anillas que tenemos en el ganchillo.

En otro post continuaré con la confección paso a paso del bolso, es decir, empezaremos ya a tejer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *