Diademas hippies


Debemos admitirlo: las diademas hippies quedan de maravilla. Simplemente un gesto y el estilo Woodstock aparece de la nada. Para las chicas más atrevidas estas cintas en la cabeza son el complemento perfecto. No hace falta comprar montones de joyas para conseguir que un accesorio se convierta en el centro de atención de todas las miradas. Este tipo de diademas o bandas, suele reaparecer en el verano, así que comienza a buscar la que mejor se adapte a tu estilo y tu cabeza.

En el mercado actual se pueden encontrar de diferentes tamaños. Las más clásicas son las delgadas. Son pequeñas pero poderosas, ya que permiten añadir ese efecto “informal pero arreglada” que tanto le gusta a muchas chicas. Algunas de estas cintas pueden llevar adornos diferentes como por ejemplo pequeñas piezas de metal. Asegúrate de combinarlas con la ropa que lleves.

Otro de los tamaños es un poco más ancho. Estas se dejan ver mucho más por lo que debes prestar más atención a la ropa con la que las vas a combinar. Lo mejor de estas, es que te la puedes “fabricar” tú misma. Si te fijas, un pañuelo ancho, bien enrollado se convertirá en tu diadema hippie perfecta. Por último, están las diademas hippies cuya combinación es perfecta para eventos más especiales, como por ejemplo alguna cena.

Estas diademas hippies suelen estar decoradas con algunos llamativos complementos que les dan un toque un poco más serio. Por ejemplo, algunas de las más utilizadas tiene plumas de pavo real. Sea cual sea el modelo que elijas, con este accesorio combinan a la perfección las sandalias.

1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *