El vestido de novia de Kate Moss


El pasado fin de semana fue muy especial en lo que bodas se refiere, y es que además de la de Mónaco también tuvimos a otra celebritie dándose el sí quiero: Kate Moss, quien consiguió un look muy acertado y, en mi opinión, estaba preciosa. Un vestido de John Galliano, gran amigo suyo, y que fue en blanco roto con paillettes doradas en el bajo de la falda. Muy bonito y que se completó con un precioso ramo de margaritas con rosas blancas.

En cuanto al vestido en sí, no es un diseño muy común que se atreverían a elegir muchas novias pero sin duda Kate es de todo menos convencional, así que su originalidad y personalidad también la trasladó a su vestido, consiguiendo así ser totalmente como ella es y estar de lo más natural vestida de novia. De los muchos trajes de novia con los que ha desfilado en su vida no ha habido ninguno que le quedara mejor que este y que la retratara tan fielmente.

Un vestido de corte muy sexy, pegado al cuerpo, ligero y con varias capas de tul que llevaban bastante pedrería cosida. Kate llevaba un velo muy especial y que fue diseñado por Stella McCartney, también amiga suya, y con un estilo muy años 20 que me pareció ideal. El pelo suelto y ondulado, como le gusta llevarlo siempre, y también con un maquillaje muy sencillo.

Para los zapatos de novia eligió a Manolo Blahnik, diseñador canario que causa furor entre las celebrities estadounidenses. Un anillo y una pulsera fueron los únicos complementos que pudimos verle, convirtiéndose en una novia sencilla pero muy especial. Una boda que también ha tenido tres días de fiesta y en la que muchos de sus amigos músicos quisieron actuar para ella y su marido en un día tan especial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *