Vestidos largos y elegantes


No hay nada más femenino y elegante que un vestido largo, con caída y movimiento. Siempre estoy esperando alguna evento especial, como una boda o una celebración, para recurrir a algunos de los vestidos largos que tengo porque me hacen sentir especialmente guapa. Y seguro que a más de una os pasa lo mismo que a mí.

La verdad es un vestido largo te hace sentir única y especial y, por suerte para nosotras, están de última moda, y no sólo para celebraciones especiales.

La sensualidad del largo

Esta temporada el largo no es algo exclusivo de la noche, de las fiestas ni de las bodas. Las tiendas están llenas de propuestas aptas para el día a día, con el negro como protagonista. Y sí, aunque se puede encajar un vestido largo en un look casual e incluso de oficina, lo cierto es que, para mí, el largo es sinónimo de fiesta.


Siempre lo he asociado a un evento especial y creo que precisamente es parte de su atractivo para nosotras. Los vestidos largos suelen ir acompañados de unos tacones de vértigo (pues muy pocas somos tan altas como Gisele Bündchen) y su tejido suele ser vaporoso, de calidad y se adapta a nuestro cuerpo como una segunda piel.

Nuestras tiendas preferidas hacen del largo toda una declaración de intenciones presentando propuestas asequibles y de calidad para que podamos lucirlas. Aunque no sea una celebración especial, opta por un vestido largo en un tono neutro, para salir con tu chico. Combínalo con una biker de cuero o con un blazer y le darás ese toque casual.


Si en Navidad te encanta vestirte de una forma especial, este año es el turno de ir de largo. Brillos, encaje y, si te atreves, un total look en rojo harán de estas fechas un momento de lo más especial donde brillarás con luz propia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *